Historia de México

Plan de Casa Mata

El Plan de Casa Mata es el documento firmado el 1 de febrero de 1823 en un depósito de pólvora ubicado en la Ciudad de Veracruz por los generales José Antonia Echávarri, José María Lobato y Luis Cortázar, además de otros jefes militares del ejército del Imperio Mexicano, como objeto tenía lograr la instalación de un congreso nacional.

Una vez que se pronunció el general Santa Anna en Veracruz en favor de la República y justo en medio de una crisis grave provocada por la disolución del Congreso Constituyente y además, por la actividad dirigida por la masonería del rito escocés para derrocar a Iturbide, éste envió a los generales de más confianza para someter al rebelde de Veracruz.

Plan de Casa MataMás los jefes imperiales, que eran orquestados por sus logias, entraron en contacto con Santa Anna y con el pretexto de la solicitud del establecimiento de un nuevo Congreso, labraron la caída definitiva del emperador.

Si bien, el contenido del Plan no podía inferir en los verdaderos motivos de su realización, estos se pueden hallar en el Resumen de las causas políticas que incitaron al ejército a ponerse frente a la reacción constitucional por liberar a la nación de las cadenas que la amenazaban, tiene fecha del 17 de febrero y que acompañaba a la lectura del Plan en la junta que estos sostuvieron.

Recomendamos leer:   La revolucion de ayutla

En dicho documento se sostenía que el propósito de los insurrectos era liberar el futuro Congreso de la obligación de constituir el Estado bajo la monarquía de gobierno que era impuesta por el Plan de Iguala y los Tratados de Córdoba.

El Plan de Casa Mata se compuso de 11 artículos, en donde se pidió la instalación del congreso, se estableció que la convocatoria se haría bajo las bases que estaban prescritas para el primer Congreso. Se podían reelegir los diputados, entre otros artículos.